Standard

El otro día por la tarde un hombre en la entrada del tube repartía el Evening Standard, un periódico gratuito cuyo equivalente español podría ser el 20 Minutos.

Por cada uno que daba decía (con voz grave y sonora pero aburrida): “Standard, Standard, Standard…”.

Después de escuharlo durante unos segundos pensé que quizá, cuando pronunciaba “standard”, no se refería al nombre del periódico; es posible que lo utilizara como excusa para calificar, de forma íntima y cruel, a todo aquel que lo cogía.

“Standard, Standard, Standard…”.

Emitiría el juicio basándose en algún criterio totalmente injusto y subjetivo como el estilo de la ropa o el aspecto de las manos al agarrar el periódico.

Puede que su objetivo fuera encontrar a alquien extraordinario, alguien a quien darle el periódico con la misma voz grave y sonora pero aburrida diciendo: “Extraordinario”.

Alguna vez se juntarían tres extraordinarios.

“Extraordinario, extraordinario, extraordinario, standard”.

El cuatro se sentiría un poco mal.

Anuncios

2 comentarios en “Standard

  1. Yo no sé si prefiero el Standard al extraordinario… Depende de lo que implique el extraordinario, no? tiene tantas opciones…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s