El significado político de las herramientas digitales: el ejemplo Laporta

“Pero los libros de caras como facebook o los servicios de microblogging como twitter no sirven para deliberar. El candidato no está ahí para escuchar ni recibir propuestas, sino para emitir unidireccionalmente, dejando como única respuesta posible la adhesión a su persona” […]

“Siguiendo las huellas de Obama, Laporta escenifica en su web un monólogo y da la oportunidad de adherirse a él, nada más. Ni siquiera sus seguidores son invitados a construir un programa o a aportar ideas. El diálogo, la elaboración colectiva, son sustituidos por el gesto gratuito de apoyo: convertirse en follower, hacerse amigo en facebook…” […]

Lee el post completo de David de Ugarte en El Correo de las Indias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s